Propuestas mutantes

Entendemos la obsolescencia funcional como la pérdida de valor de un objeto no por una prematura rotura sino por resultar inútil en el contexto en el que se enmarca, ya sea porque su función ha dejado de ser necesaria, porque dicha función ha sido suplida por otro elemento o porque ya no la realiza eficazmente.
Frente a la obsolescencia programada, donde los objetos son preparados para romperse definitivamente y realimentar el ciclo de consumo, la obsolescencia funcional no siempre es permanente; hay ocasiones en las que, tras un ciclo de abandono, el objeto recupera su lugar en el ciclo de la vida (útil), bien porque se modifica el contexto y recupera su uso original, bien porque se adapta a un nuevo uso.
Este año os proponemos generar seres mutantes, adaptativos, un poco marcianos y venusianos que nunca queden obsoletos, que cambien para darlo todo de sí en todo tipo de situaciones.
Para crear algo tan especial partiremos de un sistema modular, una pieza básica, realizada con madera . Esta pieza armazón, de geometría triangular, se podrá combinar con otras compañeras de distintos tamaños para formar distintos tipos de mobiliario, servir de estructura para todo tipo de apéndices y permitir variaciones en su geometría y su uso que permitan su cambio cuando la función original para la que fueron concebidos no sea necesaria.Con este sistema tendréis la noble (y siempre truncada) tarea de colonizar y hacer habitable vuestro patio (otra vez).
Nos dividiremos en grupos que afronten una necesidad concreta del mismo y diseñaremos y construiremos piezas, muebles, elementos que ayuden a hacer más habitable ese rincón de la Escuela (u otros, que para eso puede mutar).

Let the monster rise!

madstock